Reseña: Frankenweenie

Walt Disney Pictures, 2012

Ficha Técnica

País: Estados Unidos

Año: 2012

Director: Tim Burton

Música: Danny Elfman

Fotografía: Peter Sorg

Género: Animación  

Duración: 87 minutos

Voces: Charlie Tahan, Frank Welker, Winona Ryder, Catherine O´Hara, Martin Short, Martin Landau.

Por: Sarai Rosas Bautista

Víctor es un pequeño que va a la escuela, convive con sus padres y juega con su mejor amigo, su perro Sparky.

A pesar de no tener más amigos, Víctor es muy feliz a lado de su mascota. Por ello, cuando tras un accidente, Sparky muere, su mundo se derrumba.

Un día su extraño profesor de ciencias le da una idea que le ayudará a tener a Sparky de vuelta y todo gracias a la electricidad.

Frankenweenie nació en 1984 como un mediometraje con el que Tim Burton buscaba hacerse de un lugar en la industria cinematográfica (para ese momento sólo tenía en su haber el cortometraje Vincent). Sin embargo, Disney, la compañía para la que trabajaba como animador no estuvo de acuerdo con su concepto y lo despidió.

Walt Disney Pictures, 2012

Quien habría imaginado que 28 años después, Disney y Burton se unirían de nueva cuenta para estrenar Frankenweenie, ahora como un largometraje de animación. Seguramente ninguna de las dos partes.

El resultado es una película que funciona bastante bien, aunque con algunos “peros” en el camino.

La animación es marca Burton y se nota. Dos detalles que se ven hermosos dentro de la imagen: el reflejo de la lluvia en la cama de Víctor y el movimiento del pasto cuando el perrito juguetea con una pelota, simplemente geniales.

Otro punto a destacar son los movimientos de cámara, por momentos uno olvida que se trata de una animación.

El humor funciona bien. De hecho brinda grandes momentos, la mayoría de ellos protagonizados por el can Sparky. Hablando de este perrito, hay que decirlo, los dueños de una mascota simplemente lo amarán.

Walt Disney Pictures, 2012

Si algo tiene Burton es su gusto por lo siniestro y esta característica esta presente. Vaya, ver a un niño robando el cuerpo de su mascota del cementerio o que dicho animalito sólo se sienta seguro durmiendo sobre su propia tumba, no es cosa menor.

En el caso de la música, Danny Elfman suena a Danny Elfman, pero funciona (sino lo creen, escuchen el OST para notar lo hermoso que es).

Sin embargo, algo falla y rompe el encanto.

Por un lado, tarda mucho en plantearse el conflicto, es decir vemos una introducción a la vida de Víctor y su entorno demasiado largo.

Por otro, y probablemente el más grave, deja que Disney arruine un final que pudo haber sido maravilloso (e incluso aleccionador). Y sí, la culpa la tiene Disney y su gusto por los finales “apropiados” para niños.

Walt Disney Pictures, 2012

Algo que puede, o no, gustar a todos son las innumerables referencias a la obra de Mary Shelley, Frankenstein (entre otras cintas clásicas de terror). Y es que finalmente, Frankenweenie lo que hace es trasladar la historia del Moderno Prometeo a un pequeño perrito.

Esta cinta tiene grandes momentos (la proyección de la película casera, por ejemplo), entretiene y, es probable que a más de uno les interese saber de donde proviene la idea original, algo que a la literatura siempre le va bien.

A pesar de las fallas que tiene este titulo (y, también de Disney), para los fanáticos de Tim Burton, Frankenweenie es una prueba de que sigue ahí el talento de este gran director, lo cual nos da un respiro luego de la fallida Alicia en el País de las Maravillas y la mediana Sombras Tenebrosas; así que no se la pierdan.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s